¿Feriado porteño?


Entre las locuras a la que lleva el terror de los gobernantes del mundo ante las reuniones del G20 se viene una que promete ser desopilante. El martes 16 el bloque de Cambiemos presentará un dictamen en la Cámara de Diputados para que el día 30 de noviembre sea feriado por la realización de la cumbre del G20 y sólo en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.
Como es sabido, la Cumbre de Líderes del G20 se llevará a cabo en la Autónoma entre el viernes 30 de noviembre y el sábado 1° de diciembre de este año y con la medida el Gobierno intentará que haya la menor gente posible en la Ciudad y, según lo que sueñan, evitar así el impacto de las protestas que las presencias de esta gente generan a su paso.
Nada que sorprenda a los despropósitos a los que nos tiene ya acostumbrados este Gobierno, aunque la intención tan decidida de desalentar la expresión de los porteños ante la Cumbre es sólo una muestra más del temor a las masas de los arriba representado como un jubileo.

Sobreseen a Moira Millán


Sólo un poder del Estado faltaba en enterarse de quién es Moira Millán. Era el Poder Judicial, el mismo que hoy capotó en virtud de ponerle límites a la querida referente mapuche.
La weichafe Moira Millán ya ha llevado las luchas de su Pueblo y de su Mapu a todos ellos.
Desde ser la primera persona en encadenarse a las rejas de la Rosada en 2015 en defensa del bosque nativo a, en ese mismo año, llevó a 200 mujeres originarias al Congreso a ser oidas en el marco de la Primera Marcha de la Mujer Originaria y pasó por el medio todas las opciones de lucha conocidas o no.
La presencia de Moira en una lucha genera genera reacciones extremas en el poder. Fui testigo de cómo la Iglesia se autoocupaba a si misma en la Catedral Metropolitana por que tanto Moira como la hermana Linconao se habían acercado a pedir que la Iglesia a su más alto nivel se expida sobre el particular. Como en esas películas en que los policías y seguratas se sometían y rendían arrojando sus armas ante el menor suspiro, así con tal pánico actuó la Iglesia con la weichafe. Así fue que cerraron el acceso al público, las retuvieron a las hermanas en el Templo y tomó intervención la Policía Federal y todito en la Iglesia del “Papa Rebelde” más reaccionario que se haya conocido. Continue reading